Banner
Obteniendo La Sabiduría de Dios PDF Print E-mail
Written by Administrator   

 

1.-  Debemos discernir la Palabra de Dios espiritualmente; no solamente comprenderla con nuestros sentidos, sino buscar la revelación del Espíritu Santo.

Hay que tener a Cristo en nuestro corazón para poder recibir la revelación del Espíritu Santo, muchas personas tratan de leer y entender la Biblia de una manera natural y no pueden porque las cosas espirituales tenemos que discernirlas espiritualmente.

 

1ª. De Cor. 2:9-16

“Antes bien, como está escrito: Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, Ni han subido en corazón de hombre, son las que Dios ha preparado para los que le aman.  Pero Dios nos las  reveló a nosotros por el Espíritu; porque el Espíritu todo lo escudriña, aun lo profundo de Dios.    Porque ¿Quién de los hombres sabe las cosas del hombre, sino el espíritu del hombre que está en él?  Así tampoco nadie conoció las cosas de Dios, sino el Espíritu de Dios.  Y nosotros no hemos recibido el espíritu del mundo, sino el Espíritu que proviene de Dios, para que sepamos lo que Dios nos ha concedido, lo cual también hablamos, no por palabras enseñadas con sabiduría humana, sino con las que enseña el Espíritu, acomodando lo espiritual a lo espiritual.  Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente.  En cambio el espiritual juzga todas las cosas; pero él no es juzgado de nadie.  Porque ¿quién conoció la mente del Señor?  ¿Quién le instruirá?  Mas nosotros tenemos la mente de Cristo."

 

Juan 16: 13-15

“Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir.  El me glorificará; porque tomará de lo mío, y os lo hará saber.  Todo lo que tiene el Padre es mío; por eso dije que tomará de lo mío, y os lo hará saber. “

 

1ª de Juan 2:27

“Pero la unción que vosotros recibisteis de él permanece en vosotros y no tenéis necesidad de que nadie os enseñe; así como la unción misma os enseña todas las cosas, y es verdadera, y no es mentira, según ella os ha enseñado, permaneced en él.”

 

2.-La Palabra de Dios enseña que debemos permanecer firmes en buscar esta sabiduría y esta no se podrá descubrir superficialmente.

 

Proverbios 2: 1-7

"Hijo mío,  si recibieres mis palabras, y mis mandamientos guardares dentro de ti,  haciendo estar atento tu oído a la sabiduría; si inclinares tu corazón a la prudencia, si clamares a la inteligencia, y a la prudencia dieres tu voz;  Si como a la plata la buscares, y la escudriñares como a tesoros,  Entonces entenderás el temor de Jehová, Y hallarás el conocimiento de Dios.  Porque Jehová da la sabiduría, y de su boca viene el conocimiento y la inteligencia.  El provee de sana sabiduría a los rectos; es escudo a los que caminan rectamente”

 

2ª de Timoteo 2: 15

“Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad.”

 

¿Cómo podemos usar bien la palabra de verdad?

Saber que es lo que dice

Discernir que es lo que significa

Solamente entonces podremos aplicarla a nuestra vida.

 

¿Cómo adquirir sabiduría?

a) ¿Cuál es la verdadera sabiduría?

b) ¿Cuál es la diferencia entre la sabiduría de Dios y la sabiduría del hombre?

 

1ª de Cor. 1: 18-29

“Porque la palabra de la cruz es locura a los que se pierden; pero a los que se salvan, esto es a nosotros, es poder de Dios.  Pues está escrito, destruiré la sabiduría de los sabios y desecharé el entendimiento de los entendidos.  ¿Dónde está el sabio? ¿Dónde está el escriba?¿Dónde está el disputador de este siglo? ¿No ha enloquecido Dios la sabiduría del mundo?  Pues ya que en la sabiduría de Dios, el mundo no conoció a Dios. Mediante la sabiduría, agradó a Dios salvar a los creyentes por la locura de la predicación.

 

"Porque los judíos piden señales, y los griegos buscan sabiduría, pero nosotros predicamos a Cristo crucificado, para los judíos ciertamente tropezadero y para los gentiles locura, más para los llamados, así judíos como griegos, Cristo poder de Dios y sabiduría de Dios.  Porque lo insensato de Dios, es más sabio que los hombres, y lo débil de Dios es más fuerte que los hombres.  Pues mirad hermanos, vuestra vocación, que no sois muchos sabios según la carne ni muchos poderosos, ni muchos nobles sino que lo necio del mundo escogió Dios para avergonzar a los sabios; y lo débil del mundo escogió  Dios para avergonzar a lo fuerte; y lo vil del mundo y lo menospreciado escogió Dios y lo que no es para deshacer lo que es .a fin de que nadie se jacte en su presencia.  Más por él estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual nos ha sido hecho por Dios sabiduría, justificación, santificación y redención.  Para que como está escrito, el que se gloríe, gloríese en el Señor."

 

2ª de Cor. 1:1-16

“Así que, hermanos, cuando fui a vosotros para anunciaros el testimonio de Dios, no fui con excelencia de palabras o de sabiduría.  Pues me propuse no saber entre vosotros cosa alguna sino a Jesucristo, y a este crucificado.  Y estuve entre vosotros con debilidad, y mucho temor y temblor; y ni mi palabra ni mi predicación fue con palabras persuasivas de humana sabiduría, sino con demostración del Espíritu y de poder, para que vuestra fe no esté fundada en la sabiduría de los hombres, sino en el poder de Dios.

 

Sin embargo, hablamos sabiduría entre los que han alcanzado madurez; y sabiduría, no de este siglo, ni de los príncipes de este siglo, que perecen, Mas hablamos sabiduría de Dios en misterio, la sabiduría oculta, la cual Dios predestinó antes de los siglos para nuestra gloria, la que ninguno de los príncipes conoció; porque si la hubieran conocido, nunca habrían crucificado al Señor de la gloria..............

 

En resumen:

  • Cristo es nuestra sabiduría,  nosotros tenemos la mente de Cristo
  • En Cristo están escondidos todos los tesoros de la sabiduría.
  • La sabiduría es mas valiosa que el oro y la plata.
  • La persona sabia admite corrección y te ama.
  • El sabio refrena sus labios pues es prudente y humilde.
  • El fruto del justo es árbol de vida y el que gana almas es sabio.
  • El hombre cuerdo encubre su saber, entiende su camino, teme y se aparta del mal, mira bien sus pasos.

 

La lengua de los sabios adorna la sabiduría y la boca de los sabios esparce la sabiduría, ahorra sus palabras, es prudente y entendido, aún el necio cuando calla es contado por sabio y el que cierra sus labios es entendido.

 

El sabio escucha el consejo y recibe la corrección, su corazón busca la sabiduría y el oído de los sabios busca la ciencia, escudriña la Palabra, no se jacta del día de mañana, busca a Jehová y entiende todas las cosas, confía en Jehová y camina en sabiduría.  Detiene su furor y pasa por alto la ofensa.

 

Romanos 16:19

“Porque vuestra obediencia ha venido a ser notoria a todos, me gozo de vosotros. Sed sabios para el bien e ingenuos para el mal y el Dios de paz aplastará a Satanás bajo la planta de vuestros pies.

 

La Palabra de Dios también nos habla del hombre necio y dice que es aquel que es sabio en su propia opinión y sigue su propio camino.

El hombre necio no toma placer en la inteligencia, sino en que su corazón se descubra,  y el insensato responde antes de escuchar, es fatuo y se ofende pronto.  Se envuelve en contiendas y confía en su propio corazón."  Prov. 18:2,  Prov. 20:3; Prov. 28:26.

 

El buscar la sabiduría nos deja los siguientes beneficios:

Ganancias, riquezas, honra, largura de días, paz confianza en Dios

La Palabra de Dios es vida y medicina a todos nuestros huesos.

 

Proverbio 4: 5-9

."..Retenga tu corazón mis razones,  guarda mis mandamientos, y vivirás.  Adquiere sabiduría, adquiere inteligencia; No te olvides ni te apartes de las razones de mi boca; No la dejes, y ella te guardará; ámala, y te conservará.   Sabiduría ante todo; adquiere sabiduría; y sobre todas tus posesiones adquiere inteligencia.  Engrandécela y ella te engrandecerá; ella te honrará, cuando tú la hayas abrazado, adorno de gracia dará a tu cabeza; Corona de hermosura te entregará."

 

Proverbios 9:10-11

“El temor de Jehová es el principio de la sabiduría, y el conocimiento del Santísimo es la inteligencia.  Porque por mí se aumentarán tus días, y años de vida se te añadirán.”

 

Eclesiastés 7:19

“La sabiduría fortalece al sabio mas que 10 poderosos que haya en una ciudad.”

 

Ecc. 8:5

"El que guarda el mandamiento no experimentará el mal; y el corazón del sabio discierne el tiempo y el juicio."

 

¿Cómo adquirir sabiduría?

En el libro de Santiago podemos ver que hay que pedir con fe y Dios la dará abundantemente. (Santiago 1:5-6)